eyaculación en squirt
Es muy posible que hayas oído hablar de la eyaculación en squirt y no termines de entender qué es y mucho menos comprendas el cómo se logra.

¡No te preocupes, has llegado al sitio adecuado!

Hoy te contaremos qué es el squirt y te daremos las 8 claves para que tú también puedas disfrutar de una espectacular eyaculación femenina a chorro.

 

¿Qué es el squirt?

 

Squirt es un término que proviene del inglés y que significa «chorro».

A estas alturas, a nadie le caben dudas de que el cuerpo de la mujer está repleto de misterios y que, por tanto, ha sido y es un objeto de estudio permanente. 

Ríos de tinta han corrido sobre el enigma del punto G y las mil y una formas de reconocerlo y de aprender a estimularlo. Tanto se ha hablado de él que poco queda por decir y por ello…

…es momento de que nos adentremos en la magia del squirt.

El squirt guarda una estrecha relación con el punto G. Es un término que se ha puesto de moda debido al auge alcanzado últimamente en el seno de la industria de la pornografía.

Para comprender el squirt hemos de diferenciar los dos tipos de eyaculación femenina que existen:

  1. La eyaculación común: es aquella que aparece después de un periodo de intensa excitación sexual y que consta en una pequeña cantidad de un líquido viscoso, blanquecino o incoloro.
  2. La eyaculación en squirt: se trata de un fenómeno a través del cual, la mujer es capaz de expulsar una gran cantidad de líquido eyaculatorio. Esta eyaculación en chorro tiene una explicación física: depende de las glándulas de Skene

El desarrollo de las glándulas de Skene varía de una mujer a otra, esta es la razón por la cual no todas las mujeres pueden lograr eyacular en squirt. Si las glándulas son muy pequeñas, el fluido se irá hacia la vagina en lugar de salir en forma de chorro.

 

¿Cómo puedo lograr eyacular en squirt?

 

Si mientras lees este artículo te estás haciendo esta pregunta, déjanos decirte que la respuesta la encontrarás tú misma. ¿Cómo? Tomándote el tiempo de experimentar con tu cuerpo una y otra vez, algo para lo que has de armarte de mucha paciencia.

Para que no empieces desde cero, te daremos a continuación ocho tips que te pueden ayudar a eyacular en squirt.

 

Eyaculación femenina a chorro

 

8 tips para lograr eyacular en squirt

 

  1. Preliminares: bien es sabido que para alcanzar el orgasmo ya sea el habitual o el squirt, los juegos preliminares son fundamentales. Pero para que esta forma de eyacular sea una opción real, hemos de estar más excitadas de lo normal. Para ello no hemos de saltarnos las fantasías previas si estamos solas, o los juegos, besos y caricias si estamos con nuestra pareja.
  2. Paciencia: no lo intentes con prisas ni te impacientes cuando no lo consigas. Enséñale a tu mente a disfrutar de cada sensación, de cada una de tus emociones. Busca el momento en que estés segura de que nadie te interrumpirá y si al final del proceso «solo» obtienes un orgasmo convencional, ¡no pasa nada! la próxima vez estarás más concienciada y tendrás más posibilidades de lograrlo.
  3. Lubricante: es importante que antes de iniciar la estimulación en el clítoris, tus zonas erógenas estén perfectamente hidratadas. Esto te ayudará a aumentar el placer de los tocamientos. Te sugerimos usar un lubricante con base acuosa para evitar irritaciones o posibles alergias.
  4. El clítoris: para alcanzar un clímax que dé por resultado una eyaculación en squirt es imprescindible masajear el clítoris a diferentes velocidades, aplicando distintas presiones y combinando movimientos circulares con horizontales y verticales. Los juguetes eróticos vibradores son una gran opción para alcanzar resultados increíbles.
  5. Posición de masturbación o penetración: has de tener las piernas abiertas y la pelvis relajada. Si te resulta cómodo es ideal que coloques una almohada debajo de las caderas para elevarlas. Los juguetes sexuales te ayudarán a aumentar la excitación y por si te interesa comprarte un vibrador nuevo, échale un vistazo a este artículo en el que te recomendamos los 5 consoladores más vendidos en Amazon, ¡te encantarán!
  6. Presionar las glándulas Skene: para alcanzar un orgasmo squirt es clave que estimules muy bien tu punto G. Este se encuentra a dos dedos del interior de tu vagina hacia la zona del clítoris. Presiona y masajea la zona en círculos a diferentes intensidades y velocidades. Estos tocamientos harán que aumente la presión en las glándulas Skene que son las responsables de producir el líquido eyaculatorio. También puede ayudarte con juguetes eróticos vibradores para alcanzar un placer mayor.
  7. Mover la pelvis: a medida que tu excitación aumente mueve la pelvis hacia adelante y presiona tus nalgas. Así tus músculos se contraerán y aumentarán tu placer. Si lo haces correctamente y tus glándulas Skene son lo suficientemente grandes, la eyaculación en squirt no tardará en llegar.
  8. Ganas de orinar: ¡Esta es la clave principal! Si durante la masturbación o el acto sexual tus ganas de orinar aumentan, ¡perfecto!: estás en el camino correcto. No te detengas, continúa relajada y disfruta del proceso. Si dejas de estimularte y vas a orinar habrás cortado la posibilidad de correrte al modo squirting y te será mucho más difícil retomarlo.

Y tú, ¿crees que la eyaculación en squirt es algo que puedas lograr? ¿Por qué? ¿Lo has experimentado? ¡Déjanos tus dudas y experiencias en los comentarios!